¿Qué es el neuromárketing?

¿Qué es el neuromárketing?

Su mismo nombre, neuromárketing, puede sonar a ciencia ficción. Y lo cierto es que se trata de una técnica que se encuentra a caballo entre objetividad y subjetividad, con una base científica sólida pero todavía con bastantes lagunas.

El neuromárketing se basa en el estudio de los procesos cerebrales que rigen a todo ser humano para analizar su comportamiento frente a una campaña publicitaria o de márketing. No se trata de un método novedoso, realmente (todos hemos escuchado hablar de la popularidad de la publicidad subliminal en los sesenta y setenta; aunque nunca llegó a demostrarse que fuera un método con eficacia real, se basaba en los mismos principios), pero en los últimos años se encuentra especialmente demandado, sobre todo por las grandes empresas multinacionales que quieren saber cómo llegar a captar la atención de una persona, independientemente de su nacionalidad, etnia o género.

En el neuromárketing se emplean escáneres para discernir cómo se comporta el cerebro frente a determinados estímulos. La manera en que construimos imágenes o se activan nuestras apetencias cuando recibimos determinados mensajes tienen que ver, por ejemplo, con el sistema de recompensas que tantas veces se ha estudiado en neurociencia, tanto en animales como en personas. Del mismo modo, se estudia cómo se forman los vínculos sentimentales de bienestar o los de desagrado. Para todo ello se analizan grupos completos de individuos y se trabaja con numerosas variables, por lo que en ocasiones el resultado de un estudio de neuromárketing suele tardar bastante en ofrecerse.

¿Estamos ante una nueva realidad, una manera de enfocar el márketing que puede cambiar el panorama de aquí a unos años, o simplemente es una evolución de esa necesidad de reconocimiento científico que siempre ha existido en la publicidad? Es difícil de decir todavía, pero no cabe duda de que se trata de una tendencia de la que escucharemos hablar cada vez más.

Compartir la entrada

Sobre el autor

Comentarios

Comentarios cerrados.